Parlém Biarnés dab Louis-Marie Braun

Parlém BiarnésEste verano hicimos un road trip por el sur de Francia y el norte de España, y tuvimos la oportunidad de visitar un precioso pueblo del distrito francés de Pau llamado Salies-de-Béarn. Allí encontramos unos pocos negocios que tenían una calcomanía en las vitrinas  que decía “Parlém Biarnés”. ¿En serio? ¿Aquí se habla otra cosa? Pero si todos los carteles de la vía pública están en francés… (Y fíjense que la página oficial del pueblo sólo está en francés.) ¡Hay que investigar!

Conseguimos una librería con un montón de libros referentes al tema: el bearnés y otras lenguas regionales de Francia. De hecho, el autor de varios de ellos era el mismísimo dueño de la librería, el señor Louis-Marie Braun, así que no desaprovechamos la oportunidad para aclarar nuestras dudas.

Gracias a nuestra conversación con Louis-Marie y a mis lecturas sobre el tema, he descubierto que en Francia hay, al menos, ocho lenguas regionales diferentes y decenas de dialectos (¿Por qué no lo mencionaron en la universidad en las clases de Francés, Historia o Geografía de Francia?). Además he podido establecer tres sencillos pasos para convertir una lengua regional en una lengua minorizada, basándome en el caso del estado francés (ya ni hablemos de las lenguas nativas americanas, por ejemplo):

1. Escribir la Declaración de los Derechos del Hombre y del Ciudadano en la lengua parisina.

2. Decir que la lengua parisina se llama francés y, a partir de entonces, ignorar las demás lenguas del Estado.

3. Negarse a modificar la constitución para cumplir con la Carta Europea de las Lenguas Minoritarias o Regionales.

Pero el señor Louis-Marie sabe mucho más del tema que yo, así que dejaré que sea él quien nos explique la deplorable situación en la que se encuentra el Bearnés y las otras lenguas minorizadas de Francia.

Louis-Marie«Que soui vadut en 1971, a Bourdèu, d’ûn pair alsaciân-lourenc, e d’ua mair biarnesa.  Qu’èi sustout viscut la mia enfança den l’Èst de la França. Après ûn baxelierat Letras e musica, que soui partit estudiar l’istòria a Estrasbourg oun èi couneshut la mia hemna. Despush, que ns’èm maridats, e en 2001 qu’èm vienuts a Salias-de-Biarn, país de la mia mair, tournar préner ua libreria-papeteria. Mantuas anadas que soui estat capdau de l’assouciacioûn de l’Institut Biarnés e Gascoûn. Qu’avèm adara sèt mainadges. Dab l’istòria e la lenga, que m’interessi encoèra a la canta poulifounica anciana e pirenenca, que cantam atau, dab la hemna e lous ainats, en ûn ensemble renashença e barroc.»

De tres en tres

Tres verbos: escoutar, léger, cantar.

Tres personajes: Joana d’Arc, Enric lou IVau, Simin Palay.

Tres momentos: la descoubèrta d’un castèth en mountanha, descoubrir ou har descoubrir ûn beroi tèxte, ua cantèra en familha.

¿Qué es el bearnés? ¿Cuál es la diferencia entre el bearnés, el occitano y el gascón?

Au dia de oei, regne ua grana counfusioûn. Tout ‘lou mounde recouneshen que lou biarnés eŝ plân l’ûn dous parlars dou gascoûn. Que n’eŝ medish, per la riquèssa de la soua parladura e lou noumbre dou soûns escrivâns, lou parlar de referéncia. L’« ouccitân », aquiu lou co dou proublème! Lous ouccitanistes acerténan que lou gascoûn eŝ ûn dialècte ouccitân, mes «aqueste qualificatiu “ouccitân” qu[e-ns] identifica souvent coum vienent de l’exteriou…» (Jordi Fernández-Cuadrench, 2003).

Langues de la FranceAu punt de vist de l’istòria, l’argument ouccitanista nou tien pas. A propiạment parlar, l’Ouccitania qu’eŝ lou Lengạdoc. Aqueste mout qu’estou creat au sègle XIIIau per la canceleria reiau ta designar lou coumtat de Toulousa, restacat au reiaume de França arround de la croudzada albigesa. Aquesta denouminacioûn que demourärà dinc a la Revoulucioûn. L’Ouccitania, coum ensemble dous país d’o, n’a pas jameŝ existat.

Au punt de vist de la lenga, l’expressioûn «ouccitân» qu’eŝ aparescuda a la debuta dou sègle XXau. Qu’eŝ estada sustout proupagada per l’Institut d’Estudis Ouccitâns, creat en 1945, e qu’a tendença de remplaçar l’expressioûn tradiciounau «lenga(s) d’o». Lous lingüistas ne soun pas d’accord, qu’esítan. Lou proufessou ouccitanista Pèir Bèc que s’eŝ deshat escríber, en lou soûn Manuau, que lou gascoûn eŝ «ûa lenga hort proxa de l’ouccitân cèrtas, mes especifica (e acò despush las ouriginas), au mensh autant coum lou catalân ».

Qu’ajustärèi que lou Gascoûns antics èran «Vascones», tout coum lous Vàscous. Shens doute e fourmàvan a l’ourigina lou medish poble. Mes lous Vàscous, etsh, n’an pas voulut deshà-s roumanisar : lou geougrafe  iberic Pomponius Mela, au prumèr sègle, que parla dejà d’ua tribu rebèlla, avent goardat ua lenga coumpletạment incoumprehensiva dous autes. Aquetsh «Vascones», instalats sus las ribas de l’Èbre, qu’an tout ua istòria coumuna dab lous Cantabres, dab lous qüaus an fourmat ua counfederacioûn ta resistir aus Cartaginés, push aus Roumâns. E qu’eŝ a l’arribada dous Visigots, qu’ua partida dous «Vascones» e van hoéger e passar las Pirenèas de cap l’an 580 e deviéner en França lous Gascoûns de oei.

¿Cree que el bearnés está en peligro de extinción? ¿Qué papel desempeña el gobierno francés  en cuanto a la protección de las lenguas regionales y minoritarias?

O, lou biarnés, ou lou gascoûn en generau, que soun en gran dangèr. En efèit, despush l’Anciân Regime, la quasi toutalitat de las noustas eleits, a la diferéncia de las eleits catalanas, qu’an adouptat per oupourtunisme lou francés, a l’excepcioûn noutable dous Estats biarnés qui an mantiengut lous noustes fors e lous coumptes-renduts de las deliberacioûns en biarnés dinc a la Revoulucioûn. Sustout, l’Estat francés, a partir de la Tresau Republica, qu’a tout hèit ta har desparésher las culturas tradiciounaus, particuliarạment dab l’escola «laïc e republicana» oun lous mainadges qui parlàvan patoès èran castigats. Que i a enfîn las tiranias de la vita moudèrna : lou trabalh hora dou país, la «necessitat» de parlar ua lenga «d’aviéner»: lou francés e ara l’anglés. Despush las anadas 1960, las causas que’s soun acceleradas dab pairs qui an renounçat de transméter la lenga.

Acò dit, cau recounésher que lou mouvement ouccitân a avut l’immense merit de realisar las escolas bilingüas «Calandretas», e que lou Counselh Generau de las Pireneas Atlanticas a eth encouradjat la creacioûn de classas publicas bilingüas en Biarn. Mes lou lou succès que demoura mitigat auprès dous loucutous naturaus.

Lou rolle dou gouvèrnament francés? Qu’eŝ passat de la persecussioûn a la toulerància, mes que s’arrefusa toustem de signar la Carta Euroupèa qui permeteré ua recouneshença ouficiau de la lengas regiounaus. Nou coumptam meŝ las desmarxas e peticioûns letras mourtas. De touta manèira, en recours darrèr, lou «Counselh dous savis» qu’invouca toustem la counstitucioûn ta tout bloucar. B’admiram lou reiaume d’Espanha e lou soûn regime de libertats! B’envejam lous estatuts dou Val d’Aran ou de la Catalounha!

 ¿Cuál ha sido su contribución a la protección del bearnés ?

Qu’èi balhat quauques cours, mes la mia countribucioûn qu’eŝ sustout libresca. Qu’èi hèit editat mantûns libes : Dicciounari francés parlars biarnés e gascoûns, Lous parlars gascoûns de cap lous defís de l’escriut e de las ougiginas, Countes biarnés e gascoûns (recoelh dab ûn estudi particulari dous mites de Jan de l’Ours –Joan de l’Os en Catalounha– e dous Becuts). Despush ûn doudzenat d’anadas, arround de sénher Jan Lafita, qu’èi trabalhat a l’establiment d’ua grafia meŝ adaptada au doumèni gascoûn, en ligam dab l’evoulucioûn de la lenga, la nousta tradicioûn, e las dous noustes vesîns. La grafia ouccitana, hort sapienta e arcaïca, aplicada a la pressada, qu’eŝ de mau léger ta la mage partida dou poble.

¿Por qué cree que las personas que protegen una lengua regional suelen ser tildadas de separatistas?

Que i a plân en França quauques separatistas en Corsa, Bretanha e Bascoat francés, e medish ûn «Partit naciounalista ouccitân», mes qu’eŝ sustout la premsa e lous mèdias qui’s hèn lous tournạvoutz d’aqueste regiounalisme libertari. En vertat, lous regiounalistas, en França, se soun estats lountems reialistas, ne’n demoúran pas mensh leialistas. Lou nouste regiounalisme qu’eŝ sustout autounoumista ou federalista, e nou pas separatista.

¿Qué le diría a las personas que se avergüenzan de hablar un idioma porque piensan que es demasiado «campesino»?

Qu’ous diserèi que soun grans pècs d’aver vergounha de la cultura dous lous ajòus! Se oei arrenoúnçan de parlar la lou lenga, doumân lous lous hilhs qu’arrenounçàran de transméter la nousta lenga naciounau francesa, e delà doumân lous lous arrèr-hilhs dab l’usadge de l’anglès que seran prèsts de deviéner «ciutadâns» dou «viladge interplanetari». Praubes vagamounds shens arraditz e patria, shens meŝ nadas vertadèras tradicioûns, meŝ nat caractèrr, meŝ nada sabou particuliària, meŝ nat engèni propi! Esbarrits a la mercé de l’ideoulougia dou «meŝ boûn dous moundes»!

Entàd acabar de faiçoûn meditativa, ací sus aqueste subjèc quauquas citacioûns que m’agràdan hèra : «Ûn poble qui’s desbroumba las cantas, las legendas, l’istòria soua, nou tien goaire cas de la soua lenga, coumet ûn suicidi espirituau» (Auguste Stöber).

Anuncios

Eugeni Casanova y otros catalanes fascinados por Venezuela

Los paisajes venezolanos han inspirado a muchos. El mundo perdido de Arthur Conan Doyle no es otra cosa que el tepuy Roraima de la Gran Sabana venezolana, y muchos exploradores extranjeros se han sentido atraídos por los misterios y la magia de la selva, la sabana y las poblaciones indígenas que allí habitan; aunque no han encontrado dinosaurios, claro. Mucho hemos oído de exploradores como Henri Pittier o Alejandro Humboldt, pero la verdad es que los exploradores catalanes que recorrieron e hicieron grandes aportes a nuestro país no son precisamente conocidos.

FÈLIX CARDONA

Fèlix Cardona junto a indígenas de la Guayana Venezolana

Nos han dicho que el salto Ángel, el salto de agua más alto del mundo, lleva ese nombre en honor al aviador estadounidense Jimmie Angel, por ser el primero en sobrevolarlo; pero nadie nos ha dicho que fue el catalán Fèlix Cardona quien llevó al aviador hasta allí. No se trata de discutir quién lo vio primero (si es por eso, ya los indígenas pemones estaban allí), se trata de destacar el inmenso trabajo de cartografía, geografía, estudios prehistóricos y arqueológicos, entre muchos otros, que llevaron a cabo estos catalanes sin tener la necesidad de masacrar poblaciones o saquear recursos naturales; todo lo contrario, emprendieron esta gran labor haciendo todo lo posible por respetar e integrarse a las poblaciones indígenas, aprender sus lenguas y culturas y viviendo en armonía con la naturaleza.

¿Cómo me enteré de estas expediciones catalanas? Gracias a La conquesta de l’Orinoco (Símbol Editors), un estupendo y divertidísimo libro que relata las aventuras de tres exploradores catalanes en la selva venezolana mientras buscaban las fuentes del río Orinoco, sufriendo penurias y esquivando algunas flechas: Joan Mundó, Fèlix Cardona y Josep Cruxent. Además, cuenta con las crónicas de viaje que Mundó escribía para el periódico El Universal, las entrevistas a Fèlix Cardona que publicaba el diario La Publicitat y, a mi juicio, lo mejor del libro: la transcripción de los diarios de viaje de Mundó y de Cardona que llevaban 80 años ocultos.

Eugeni CasanovaPor supuesto, no podía dejar pasar la oportunidad de hablar con el autor del libro, el señor Eugeni Casanova, a quien, sin más preámbulos, les presento.

Eugeni Casanova nació en Lérida en el año 58, es licenciado en Filosofía y en Ciencias de la Información. Ha trabajado como periodista para la prensa escrita, la radio y la televisión. Es profesor de Comunicación en la Universitat de Lleida y en la Universitat Politècnica de Catalunya. Es autor de una decena de obras: Sàhara Nord-Sud (2000), Aigüestortes (2002), Els parlars del Pirineu (2012), La conquesta de l’Orinoco (2012), entre otros.

De tres en tres

Tres verbos: Conocer, explorar, narrar.

Tres personajes: Fèlix Cardona, Josep Maria Cruxent, Joan Maria Mundó.

Tres momentos: Leer los diarios de Cardona y Mundó tras 80 años ocultos. Compartir con los pemones su sabiduría de la naturaleza. Recorrer a pie parajes de la Gran Sabana.

¿Cómo nace la idea de escribir La conquesta de l’Orinoco?

Descubro un personaje fascinante del cual no se sabía casi nada, que me lleva a otro personaje fascinante del cual se sabía menos, ambos rodeados de personajes, situaciones y entornos fascinantes… Había que contar todo eso.

¿Cómo fue el proceso de documentación? ¿Tuvo la oportunidad de visitar Venezuela?

Me presenté a Félix Cardona Johnson, el primogénito de Cardona Puig, que vivía en Malgrat de Mar, y charlamos durante horas en cuatro entrevistas. Él me abrió los mundos escondidos de su padre y del Orinoco. Luego me planté en Venezuela para conocer de primera mano todo lo relacionado con esos mundos y hablar con los otros hijos de Cardona.

¿Cómo accedió a los diarios de Félix Cardona y de Joan Mundó?

Félix Cardona Johnson me habló de la existencia de un archivo de su padre que nadie se había entretenido a estudiar.

¿Cuál cree que ha sido el mayor aporte de la inmigración catalana a otros países, en especial a Venezuela?

Los catalanes que estudio en el libro dieron lo que eran y lo que sabían a su nuevo país sin esperar nada a cambio. Si detallamos, Mundó el conocimiento de Bolívar y la Gran Sabana; Cardona, las coordenadas del sur inexplorado; Cruxent, una prehistoria y la ciencia arqueológica; los Vila, una geografía moderna… Ellos creían que era Venezuela quien les aportaba. Josep Maria Cruxent dijo en los últimos años de su vida: “Yo vine aquí a buscar una patria y Venezuela me acogió con los brazos abiertos”.

¿Qué opina de que muchas veces los extranjeros se interesen más por las culturas indígenas de Venezuela que los propios venezolanos?

Esto sucede a menudo en todos los países del mundo, simplemente no valoramos (o no nos llama la atención) lo que tenemos cerca. Creo que lo fundamental que aportaron los catalanes en relación a los indígenas fue el respeto y la puesta en valor de su cultura.

Durante muchos años Venezuela había sido considerada una tierra de oportunidades. ¿Qué piensa de la situación actual del país? ¿Cree que sigue llamando la atención de los inversores?

Venezuela sigue siendo un país de oportunidades, ojalá las cosas fueran como en la primera mitad del siglo XX. El mundo entero se ha complicado desde entonces y Venezuela seguramente más que la media.

La Gran Sabana

Tepuy de la Gran Sabana
Fotografía cedida por Manuel Acosta.

Pulp Books: ¿Literatura nórdica?

¡Ay, Galicia! El pulpo, la empanada, la gaita, el monte… ¡BASTA DE TOPICAZOS ENXEBRES! En esa tierra hay otras cosas dignas de exportar. La literatura es una de ellas. Sí, Rosalía de Castro y Castelao son famosos, ¿pero acaso no hay vida después de ellos?

Hoy contamos con la participación de un sello editorial que, a mi juicio, es digno de admiración. Su nombre es Pulp Books y su principal objetivo es exportar la literatura gallega a través de traducciones.

PulpBooks

Según sus propios editores, “Pulp Books es un sello editorial perteneciente a Rinoceronte Editora, una editorial gallega que lleva ocho años editando traducciones literarias de otras lenguas al gallego y que cuenta en su catálogo con autores de la talla de Coetzee, Jim Thompson, Paasilinna, Kaminski, Julian Barnes, Alessandro Baricco, Bohumil Hrabal, Marjane Satrapi o Ousmane Sembène, entre otros. Pulp Books surgió hace dos años como una posibilidad de dar a conocer la literatura gallega actual fuera de Galicia.”

De tres en tres

Tres verbos: leer, escuchar, descubrir.

Tres personajes: Viernes, Bartleby, Momo.

Tres momentos: un té en el jardín una tarde de otoño, una biblioteca en silencio, la escena del camarote en Una noche en la ópera.

¿Por qué un proyecto como una editorial de literatura gallega traducida al castellano y al catalán, que debería ser normal en un país plurilingüe, parece una aventura inverosímil?

Porque aunque es un país plurilingüe, no existe una igualdad de condiciones entre las distintas lenguas cooficiales del Estado. Por eso, de alguna manera se acepta que lo que se produce en este rincón de la península se tenga que quedar confinado aquí y que lo poco que pueda llegar traducido al castellano o al catalán quede reducido a dos o tres autores.

¿Qué tiene de especial el catálogo de Pulp Books? ¿Cómo se hace la selección de títulos?

El catálogo de Pulp Books destaca por ofrecer libros frescos con denominación de origen que pueden triunfar fuera de sus fronteras, como lo puede hacer un buen vino del país. Son libros que, si bien se apartan de los tópicos relacionados con Galicia y con su literatura, tienen identidad propia, y por ello pueden conectar con lectores de cualquier lugar.

Los títulos se seleccionan atendiendo a su variedad temática, la recepción de la crítica y los premios que hayan recibido en Galicia.

¿Qué esperan de sus traductores?

Una traducción fiel al original que haga comprensible la obra para los lectores en la lengua a la que se traduce. En los casos de las traducciones a lenguas más distantes (además de en castellano y en catalán, pronto tendremos títulos en italiano, alemán y japonés) los traductores juegan un papel muy importante en la promoción de las obras.

¿Dónde podemos encontrar sus libros?

En librerías y grandes almacenes de toda España. Nuestros libros los distribuye UDL, así que prácticamente en cualquier librería que preguntes, allí estarán. También se pueden comprar en versión electrónica en la tienda de Amazon.

¿Libro digital o papel?

Depende de si das prioridad al libro como objeto o a disponer de espacio libre en casa. Para aquellos que adoran palpar, contemplar, oler los libros, tratamos de darles un acabado cuidado y atractivo. Para quienes prefieren el ebook al formato “árbol muerto”, tienen todo nuestro catálogo en Kindle.

¿Qué proyectos se están cocinando en Pulp Books?

Como antes adelantaba, muy pronto vamos a saltar los Pirineos con traducciones de algunos títulos de nuestro catálogo a otras lenguas: Dime algo sucio, de Diego Ameixeiras, va a estar disponible en alemán e italiano, y El arte del fracaso, de Berta Dávila, en japonés. Estos títulos se van a distribuir principalmente como libro electrónico.

¿Literatura nórdica?

Sería genial que poco a poco los lectores en castellano fuesen haciéndoles un hueco en sus estanterías a autores que escriben en las otras lenguas de España. Es paradójico que hoy en día despierte más interés un autor islandés o sueco que uno gallego o catalán. Como nosotros decimos: ¿literatura nórdica?, sí, pero del norte de España.